Como Cuidar Las Almohadillas De Mi Perro

Ahora que sabes qué causa y los problemas con las patas de los perros, aprende cómo prevenir estos problemas.

📋 Aquí podrás encontrar✍
  1. Conclusión
  2. Tus almohadillas para perros
  3. Dog Paw Pad Problemas o daños
  4. ¿Cómo proteger las compresas en verano?

Conclusión

  • Las patas de un perro son una parte muy delicada y necesitan atención.
  • Las almohadillas son duras, arenosas y resistentes.
  • Tengo muchos nervios, así que soy muy sensible.
  • El contacto con el suelo puede provocar cortes, quemaduras y lesiones.
  • Existen protectores comerciales muy efectivos. Por favor consulte a su veterinario.
  • Las servilletas pueden tratarse con remedios caseros como vaselina o lavarse con agua tibia y sal.
  • Consulta con tu veterinario si son adecuados y si necesita algún tratamiento más específico.
  • En verano y en terrenos rocosos y montañosos se debe prestar especial atención a las almohadillas.

Tus almohadillas para perros

Como las suelas de nuestros zapatos, así funcionan nuestras almohadillas para perros. También se conocen como almohadillas plantares porque forman la planta del pie.

Nuestro perro tiene 4 pads digitales y apoya 3 al caminar.

El más grande es el metacarpiano, y ligeramente por encima está la almohadilla carpiana que actúa como freno.

Dog Paw Pad Problemas o daños

Las almohadillas no solo se dañan por cortes con objetos afilados o grietas por falta de humedad. Esta piel dura, que actúa como el zapato de un perro, también se ve muy afectada por la temperatura. Caminar sobre asfalto u hormigón caliente en el verano, o caminar sobre hielo puede causar abrasiones severas. Como tal, debe tener mucho cuidado en terrenos para caminar sobre pieles y evitar ciertos pavimentos en ciertas temperaturas.

Si su perro tiene pequeños cortes en las plantas de las patas, lávelas bien con agua y un jabón suave para eliminar cualquier resto de suciedad u objetos extraños como piedrecitas o arena.

¿Cómo proteger las compresas en verano?

Los cambios de temperatura también afectan el estado de las almohadillas de un perro. Porque si la temperatura que emite el suelo es alta, los perros pueden experimentar un fuerte desgaste. Además, este tipo de quemaduras contribuyen a un mayor riesgo de golpe de calor en los perros. En este caso, los cachorros suelen ser más susceptibles a este tipo de daños porque las almohadillas siguen siendo blandas y más sensibles.

Durante el verano, uno de los primeros pasos para evitar cualquier daño a sus servilletas es mantener a su perro fuera durante el día y mantenerlo en un área fresca y bien arreglada. Un truco sencillo para guiarte es poner la mano sobre el asfalto unos segundos y si tienes que soltarla por la quemadura, no es el momento de sacar a pasear a tu perro.

Subir

Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros de análisis para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, así como para el análisis de su navegación. Si continua navegando, se acepta el uso y si no lo desea puede configurar el navegador. CÓMO CONFIGURAR